¿Cómo puedes hacer la elección para el objeto social de tu empresa?

Cuando vamos a establecer una empresa, y hacer la elección para el objeto social debemos instaurar en concreto las actividades que se van a dedicar, ya sea de forma inmediata o en el futuro.

La recomendación usual es que el objeto social que decidamos sea lo suficientemente amplio.

De esa forma lograremos evitar el tener que ampliar el objeto más adelante, eso nos haría gastar en notarias, para legalizar las modificaciones a los estatutos, y tener que realizar el ajuste en el Registro mercantil.

Como hacer la elección para objeto social

El 09 de septiembre del año 2015, se aprobó la Orden JUS/1840/2015, allí se estableció como se debía determinar el objeto social en las sociedades de responsabilidad limitada.

En el caso de este tipo de sociedades, se debía realizar mediante la selección de alguna o algunas de las actividades y códigos de la Clasificación Nacional de Actividades Económicas (CNAE).

Entonces, para hacer la elección del objeto social debemos acudir ante el CNAE cuyas siglas significan Clasificación Nacional de Actividades Económicas.

Cabe destacar que, el CNAE  es una categorización de actividades económicas que se ha establecido con carácter legal a través del RD 475/2007.y determina cuantos cnae puede tener una empresa.

Para identificar cuál es tu objeto, debes identificar las actividades a realizar con los epígrafes correspondientes. Quizás, si la actividad que vas a realizar es novedosa, no aparece de forma definida.

¿Se tienen que indicar los CNAE de todas las actividades contenidas en el objeto social?

La Dirección General del Registro indica que no es necesario incluir en los códigos CNAE todas las actividades contenidas en el objeto social, sino que es suficiente consignar el de la actividad principal.

Aunque para evitar ajustes posteriores se recomienda incluir todos los códigos CNAE de las actividades que vaya a desarrollar la nueva empresa.

Lo más común es que el objeto social de una empresa nueva contemple las diversas actividades, que encajan en distintos códigos CNAE.

¿Se puede cambiar el código CNAE?

Sí, siempre y cuando haya habido un cambio en la actividad económica de la sociedad; si bien será necesario elevar ante el notario este acuerdo donde se aprueba, y proceder a su inscripción en el Registro Mercantil, con los costes que ello supone.

En conclusión, es de suma importancia el prestar atención cuando vaya a hacer la elección para el objeto social de la empresa y tomar en cuenta al CNAE.